Se acerca el fin del verano y toca empezar a pensar en llenar nuestras despensas de pellets de cara al invierno. Antes de lanzarte a comprar pellets tal vez te interese echar un vistazo a tus antiguos sacos. Es aquí cuando nos asaltan las dudas: ¿habrán caducado mis pellets? ¿Estarán en buen estado? Una de las preguntas más frecuentes junto a cuál es la duración de un saco de pellets y el saber si caducan los pellets.

Lo primero que debes saber es que el pellet no caduca. Sin duda una ventaja que muchos agradecerán a la hora de comprar este biocombustible. Por el contrario, y aunque no tenga una fecha de consumo específica, es importantísimo que el producto se conserve en las mejores condiciones a la hora de su consumo.

Como cualquier otro producto, el pellet no está exento de sufrir una reducción de sus características con el paso del tiempo si no se conserva de forma adecuada. No debemos preocuparnos por ello, pues la reducción de las cifras en aquellos datos que conforman el biocombustible son ínfimas. Las características más afectadas son la durabilidad mecánica, reduciéndose en torno al 0,03 al año; y la humedad, aumentando un 0,2% también cada año. Nuestro principal objetivo será, por tanto, centrarnos en mantener el pellet en un lugar fresco y seco, para evitar que su humedad aumente y por tanto se reduzca su eficiencia. 

Para aprovechar al máximo la eficiencia de Bioforestal pellet +, un producto premium con una alta potencia calorífica, es importante que prestemos atención a su conservación de forma que obtengas un resultado óptimo en el desempeño de tu estufa.

Consejos para guardar los pellets 

La humedad es el principal enemigo del pellet. Si bien su presencia está presente a lo largo de todo el año (dependiendo de la zona en la que nos encontremos), al término del invierno deberemos asegurarnos de que armarios, garajes o altillos se encuentren en las mejores condiciones para su almacenaje. 

Seguro que en tu casa cuentas con alguna zona más seca que otra, pues esta es la ubicación ideal para almacenar los pellets. En Bioforestal podrás comprar pellets en varios formatos: Big Bag y palet de 72 y 42 sacos. Éste último te permite un mejor y más sencillo almacenaje, ideal para lugares como casetas de jardín o baúles de exterior. 

En el caso de que no cuentes con estos almacenes exteriores, los altillos o incluso trasteros, son también buenas opciones a considerar. Recuerda que en el caso de decantarte por estancias con este tipo de muebles nunca está de más ventilar la habitación. 

Con estos sencillos consejos tendrás pellets para rato, sin necesidad de preocuparte por su pérdida de eficiencia antes del próximo uso.