4 minutos de lectura
3 enero , 2024

Actualizado el miércoles, 14 febrero, 2024

¿De qué trata este artículo?: Descubre la diferencia entre pellets blancos y negros: una guía esencial para elegir el combustible más eficiente y sostenible para tu sistema de calefacción.

Puntos Clave:

  • Pellets blancos son ideales para uso doméstico, ofreciendo alta calidad y eficiencia.
  • Pellets negros, más avanzados tecnológicamente, son adecuados para aplicaciones industriales.
  • La elección entre pellets blancos y negros depende del uso específico y los requisitos de eficiencia.

¿Sabías que existen varios tipos de pellets y pueden tener diferentes colores? Es cierto que los más comunes y extendidos son los pellets de madera, también llamados pellets blancos, pero en el mercado son cada vez más comunes los pellets negros. Las diferencias entre pellets blancos y pellets negros son claras, al igual que sus características.

El uso de pellets tanto a nivel industrial como en el hogar está cada vez más extendido. No es para menos teniendo en cuenta sus grandes beneficios para el medio ambiente, además de sus ventajas a la hora de ahorrar en la factura de la luz. Ahora que sabemos que existen diferentes tipos de pellets en el mercado, ¿cuál nos conviene más? ¿Cuál es la principal función de cada uno?

Tipos de pellets según su clase y certificación

¿Sabías que los tipos de pellets también se pueden clasificar según su clase y certificación? Son sin duda dos aspectos muy importantes a considerar tanto por empresas como particulares si se quiere sacar el máximo provecho a la estufa o caldera, lograr un rendimiento excelente del electrodoméstico y, dicho sea de paso, cuidar del medio ambiente, principal premisa del producto. 

Si atendemos a la clase de los pellets, éstos se pueden clasificar en: 

Clase A1: Este pellet está considerado el de más alta calidad, ofreciendo el menor contenido en humedad, finos y cenizas, además del mayor poder calorífico. Otro aspecto fundamental de esta clase de pellets es que fija un límite exigente de aditivos químicos. Se trata del pellet indicado para uso doméstico, ya sea para pequeñas estufas o calderas domésticas. 

Clase A2: Esta clase de pellet deja unos mayores niveles de ceniza y humedad, con un poder calorífico algo menor en comparación a la clase A1. Si bien puede incluir madera virgen en sus materiales, no está exento de añadir subproductos de madera aunque también sin tratar químicamente. Generalmente los pellets clase A2 están destinados a cubrir las necesidades de calderas de grandes dimensiones, especialmente las de comunidades o pequeñas industrias.

Clase B: Se trata de un pellet con características técnicas inferiores a las anteriores, incluyendo entre sus materiales una variedad más amplia de biomasa. Su diámetro es superior, alrededor de 8 mm.Su principal uso está destinado a aplicaciones industriales y grandes sistemas de calefacción. 

Tanto la Clase A2 como la Clase B son pellets que siguen manteniendo ese origen eco-friendly tan característico del combustible de biomasa; no obstante y en comparación a la Clase A1, su rendimiento es más limitado y está pensado por su forma y composición para usos no domésticos. . En el caso de utilizarlo en un equipo doméstico se producirían atascos o incidencias que pondrían en riesgo el electrodoméstico.

También existen otras certificaciones de calidad muy reconocidas, aunque sin duda las más populares son ENPlus y DINPlus. Los pellets ENPlus están certificados por  el European Pellet Council, uno de los certificados más importantes y reconocibles del mercado; avalando el producto desde su producción hasta la entrega final al cliente; además de garantizar la máxima calidad del pellet en sí. La normativa DIN Plus es una certificación alemana que se centra en la calidad de los pellets para uso doméstico y pequeñas calefacciones, siendo ligeramente más estricta en términos de contenido de ceniza y especificaciones de tamaño en comparación con ENPlus. 

Tanto las certificaciones ENPlus como DINPlus son reconocidas a nivel internacional por su riguroso control de calidad y garantizan un alto rendimiento y eficiencia en la combustión de los pellets.

Diferencias entre pellets blancos y pellets negros

Comencemos por la siempre útil descripción del producto. Los pellets negros son pellets de madera pero con unas características técnicas más avanzadas. Debido a su potencial, los pellets negros han pasado a ser uno de los principales sustitutivos del carbón para las empresas industriales.

Para alcanzar un pellet mucho más avanzado que el producto que vemos en las tiendas, deben seguirse dos procesos de índole tecnológica: torrefacción y explosión de vapor. La torrefacción es una forma de pirólisis, es decir, una degradación térmica en ausencia de oxígeno. La explosión de vapor, por el contrario, consiste en exponer el material al vapor saturado para una posterior liberación rápida de la presión.

El producto resultado tras aplicar ambos procesos, si lo comparamos con el pellet blanco, es un combustible de biomasa con un mayor poder calorífico y una cantidad de finos muy reducida, debido a su elevada dureza. Estas dos características convierten a los pellets negros en ideales para las grandes industrias. Además, tienen una mayor densidad de energía volumétrica por lo que su transporte se optimiza.

Sin embargo, no todo son ventajas. Los pellets negros requieren de un alto coste de producción que siguen impidiendo que muchas empresas puedan acercarse a ellos para sustituir al carbón. En la actualidad, parece que los beneficios que se obtienen a nivel técnico no compensan el incremento en el coste del proceso de producción.

Los pellets blancos, los de madera que conoces, son en cambio un biocombustible accesible para empresas y particulares. Su rendimiento técnico es muy interesante así como también su precio. Además, se trata de un producto mucho más estable que los combustibles fósiles, ya que no depende tanto de condicionantes externos, e incluso fomenta el empleo local. En Bioforestal puedes comprar pellets premium, es decir, pellets con unas características superiores a la media y cuyo desempeño es el óptimo para tu estufa, logrando un rendimiento excelente.

Comprar pellets